martes, 23 de octubre de 2012

Gando

 Esta semana algunos amigos de DPATEO o del REPATEO que es
más propio, fuimos invitados a dar una vuelta por la Punta de Gando.
La desolación del lugar se va contrarrestando con una repoblación
bestial que con el tiempo garantizará un Gando verde de toda la vida.
Las historias de la Baja de Gando con el Buqque Alfonso X y
el oro de la Guerra de Cuba, las incursiones medievales de frailes
mallorquines, los hornos de cal, los jallos, las playas peligrosas,
Doramas nadando a la roca de noche, las construcciones decrépitas
junto a otras modernas, las cuarentenas, los campos de concentración,
las vivencias de alguno de nosotros de niño en el lugar y en la mili,
pusieron un sabor especial.
Un bañito en la Bahía como colofón y haber disfrutado de la
compañía de gente amable y simpática son nada más y nada menos el
resumen del fructífero día.


Fotos de Benjamín